Tras el  éxito cosechado con el dúo DS-Wii a Nintendo le crecen los enanos en esta generación debido a los múltiples problemas que tiene Wii U para heredar la popularidad de sus antecesoras. Los frentes abiertos son innumerables: desde la escasa potencia de su hardware respecto al de la competencia hasta la falta de apoyo de las third parties, pasando por las “pequeñas” manías que la multinacional nipona tiene desde hace varios años -véase su sistema online o su poco flexible política de precios-. Sin embargo, no se puede decir que los chicos de la gran N hayan tirado la toalla y abandonado a su suerte a los usuarios de Wii U, y es que no debemos olvidar que su catálogo de exclusividades es digno de elogio, aunque desgraciadamente el ritmo de producción y distribución no le vaya a la zaga. Por esta razón a nadie le puede extrañar que la compañía haya decidido tirar de fondo de armario y diseñar pequeños minijuegos basados en títulos antiguos, como, por ejemplo, Super Mario Bros, Excite Bike, Donkey Kong o Wario’s Woods. Por un lado es
capaz de publicar nuevas obras con relativa facilidad y, por otro, se nutre del factor nostalgia para encandilar a sus fans. Una jugada redonda que, de no ser por el conservadurismo de Nintendo, podría haber desatado la envidia de sus más directos competidores.
EXPERTOS EN LO RETRO

Detrás del desarrollo de ambos NES Remix se encuentra Indies Zero, un estudio afincado en Tokyo que ya había experimentado con la nostalgia en Retro Game Challenge. Este título para Nintendo DS constaba de varios minijuegos originales que se inspiraban parcialmente en clásicos de los 80.

NES Remix no es sólo un método sencillo para hacer crecer el catálogo de la consola rápidamente, también es la excusa perfecta para que los de Kioto salgan de su zona de confort y traten de adentrarse en uno de los mercados que el propio Iwata se encargó de alabar, el de los juegos casual para móviles y tabletas. Para lograrlo han cogido algunos de sus títulos más recordados y los han convertido en una sucesión de pruebas de habilidad, con diversos premios escondidos en forma de sellos para Miiverse y múltiples variaciones jugables que convierten la experiencia en una ristra de agradables y divertidas sorpresas. Dentro del título encontraremos una sección para cada uno de los juegos incluidos (Super Mario Bros, The Legend of Zelda, Ballon Fight...) en la que, a modo de tutorial, aprenderemos a manejar los controles y desbloquearemos nuevos retos que pondrán a prueba nuestras destrezas. La rutina a seguir es similar a la que podemos encontrar en la mayoría de las apps lúdicas publicadas en iOS y Android: tenemos tres intentos para superar unas pequeñas pruebas que se irán complicando progresivamente y, en función de lo bien que lo hagamos, recibiremos entre una y tres estrellas. Como podéis imaginar, la propuesta es bien sencilla, y la verdad es que Nintendo necesita muy poco para mantenernos enganchados al juego intentando batir récords, aunque será en los llamados “niveles remix” donde encontraremos el verdadero sentido de estos dos títulos descargables.
Una vez superadas estas pruebas de “iniciación” -o mientras las vamos completando, todo depende del ritmo que queramos seguir- la gran N nos tiene preparada una gran sorpresa en forma de nuevas reglas. Tomando como base los mismos juegos clásicos que ya hemos aprendido a dominar, Nintendo reinventa todos y cada uno de ellos con pruebas nunca vistas hasta la fecha, como ganar una carrera a oscuras en Excite Bike, completar un nivel de Super Mario Bros con el escenario completamente invisible o jugar a Donkey Kong con Link como sustituto del fontanero italiano. En algunos casos estas variantes sólo serán una divertida vuelta de tuerca de la fórmula original, mientras que en otros los cambios modificarán casi por completo el feeling del juego, obteniendo como resultado una visión fresca y original de un título clásico. Es extraño hablar de renovación y riesgo cuando nos refererimos a Nintendo, posiblemente una de las compañías más conservadoras que existe en la industria del ocio digital, sin embargo estos dos títulos no están exentos de problemas, todos ellos más asociados al pensamiento cerrado de la multinacional que al propio
juego en sí. NES Remix podría haber sido perfectamente un único producto descargable, pero los miedos de la empresa, o su falta de ambición, la han llevado a fragmentar su oferta en dos piezas independientes que cojean por separado. El primer NES Remix nos muestra las intenciones de Nintendo a través del espléndido ramillete de títulos seleccionados, pero no es hasta su segunda parte cuando entra tímidamente en la competición entre jugadores. Por desgracia, ni en su segundo intento es capaz de incluir opciones online en un trabajo que pide a gritos un sistema de rankings con el que poder mostrarle al mundo todas nuestras habilidades. Además de eso, la inteligente selección de títulos existentes en una y otra obra casi nos obliga a comprar las dos versiones, ya que siempre echaremos de menos algún nombre mítico si nos limitamos a un único NES Remix. De todas formas, a pesar de los dubitativos pasos que está dando Nintendo hacia la moderna industria, es una buena noticia que los problemas que está sufriendo le obliguen a explorar caminos hasta ahora inhóspitos. Si bien esta creación no se va a convertir en la obra definitiva para Wii U, ni tampoco en un vendeconsolas, sí que sirve como punto de partida para que Iwata y compañía comiencen a modernizar su hoja de ruta y a sacar aún más provecho a su dilatada carrera como desarrolladores de software.

NES Remix: las viejas glorias nunca mueren
Nintendo ha recurrido a sus títulos clásicos para experimentar una nueva forma de hacer juegos, mucho más cercana a la industria de los smartphones. Por desgracia no llega a ser todo lo ambiciosa que debería y se echan en falta añadidos como competiciones online o una mayor interacción social.
FICHA TÉCNICA
  • Desarrolladora: Indies Zero
  • Distribuidora: Nintendo
  • Plataforma: Wii U
  • Jugadores: 1
  • PEGI: 7
  • PVP: 9,99 €
4.0Nota Final
Puntuación de los lectores: (2 Votos)

Sobre El Autor

Big Boss

Cocreador y exredactor de la revista Fase Extra Magazine. Antiguo administrador del blog Fase Extra. Fotógrafo, editor de vídeo, cortometrajista y buscador pasivo de oro. Disfrutando de los videojuegos desde la época de Amstrad CPC hasta la de Xbox One, y vuelta atrás. Defensor de Alone in the Dark (2008) y otras causas perdidas. Una vez tuve tiempo libre.

  • FastETC

    "Es extraño hablar de renovación y riesgo cuando nos refererimos a
    Nintendo, posiblemente una de las compañías más conservadoras que existe
    en la industria del ocio digital"

    Really???

    Me faltarían días para enumerar todas las veces que Nintendo ha renovado y arriesgado el mercado de los videojuegos, no entiendo para nada esa afirmación la verdad. El resto del análisis más bien correcto.

    • En cierto sentido te doy la razón, Nintendo es tremendamente innovadora si la comparamos con su competencia, pero lo cierto es que en estos últimos años siempre se queda a medias. Un ejemplo, el Wiimote. Al final tuvieron que sacar la versión plus, que era lo que tenía que haber sido desde el principio. El Miiverse, y por lo general todo lo que rodea a las funciones online, parten de una buena idea pero ves que le falta profundidad al tema. Vale que su público es infantil, o eso creen ellos, pero podrían ser más agresivos en ese aspecto.

      Yendo al grano. Nes Remix es adictivo y muy divertido, sin embargo se queda en la superficie. ¿Qué hubiera sucedido si añadieran más opciones de competición? ¿pruebas para dos jugadores en la misma consola? ¿tablas de puntuación para todos los juegos? ¿posibilidad de retar a otros vía miiverse o mantener torneos por dicho foro? Lo de convertir sus clásicos en minijuegos de móvil es una magnífica idea, pero podría haber sido explotada mucho más.

      • nmlss

        Si Nintendo fuera una empresa tan conservadora como dices, vendería trillones, porque estaría haciendo lo mismo que lleva haciendo Sony y MS desde que sacaron sus primeras consolas, sin arriesgar absolutamente nada.

        • El problema es que a Nintendo creo que se le exige más que al resto. Por un lado ser la Nintendo de toda la vida y por otro lado ser mejor que Sony y Microsoft. ¿Alguien critica a estos dos por fallos que sí le reprochan al primero? Si Wii U tiene DLCs es la muerte, pero con los demás no pasa nada

          • nmlss

            También es verdad. A Nintendo se le va a criticar haga lo que haga.

            Por cierto, ¡enhorabuena por el blog! Lo de la imagen de fondo en este análisis me encanta X-D>